Conversamos con Tomás Ochoa

Conversamos con Tomás Ochoa, ex Joven al Servicio de Chile en la Municipalidad de Molina (2003) y esto fue lo que nos contó.

¿Cómo fue tu experiencia siendo Joven al Servicio de Chile? ¿te sirvió para el resto de tu carrera profesional?

Comencé como Director de obras en la Municipalidad de Molina el año 2003, de eso ya son 15 años y siento que no solo fue una etapa, sino que ha marcado todo mi desarrollo profesional hasta el día de hoy, básicamente porque el servicio público es uno de los lugares, no el único, donde el trabajo adquiere un sentido que trasciende al propio desarrollo profesional. Desde esos años hasta el día de hoy me he dedicado desde diversos ámbitos a trabajar siempre vinculado en el sector público o a las políticas públicas. No solo me sirvió, sino que marcó todo lo que ha venido después, ha sido un camino lleno de satisfacciones, personales, profesionales y familiares

¿Le recomendarías a los jóvenes trabajar en el mundo público? ¿Por qué?

Recomiendo que se busque dar sentido a lo que hacemos, y sin duda que el servicio público es un camino para ello, una de las ventajas del mundo municipal y especialmente en municipios más pequeños, es que jóvenes profesionales pueden asumir cargos de de responsabilidad y desde ahí ser un motor y promotor de cambios que impactan en las personas. Se crece profesionalmente, se asumen responsabilidades y se trabaja para personas.

News